*

NOTICIA

Sáenz del Castillo: “Lo aleatorio no existe y es todo manipulación organizada”

24 Noviembre 2015 | 10:13

La sesión de tarde el evento #ZonaTrading, organizado por INVERSIÓN & Finanzas.com, ha contado con la participación de reputados expertos como Fernando Borreguero, analista de IG, Sara Carbonell, analista de CMC Markets, o el presidente de Gesmovasa, Antonio Sáénz del Castillo. 

No hay defraudado en la cita con los traders Antonio Sáenz del Castillo, quien ha deleitado a un público fiel con su particular visión de los mercados. En su particular estilo sin pelos en la lengua, ha intentado explicar a los asistentes la complejidad que supone operar en los mercados financieros, una especie de jungla donde “lo aleatorio no existe y es todo manipulación organizada”. 

Así, el autor del ‘Tratado sobre Euforias y Crisis” ha apuntado que en las etapas de euforia “los precios los llevan con manipulación organizada en un sentido direccional alcista” y ha recordado que mientras dure esa euforia lo conveniente es estar largo (comprado). Y ha dejado muy claro que “solo existe una cosa y ninguna más, el mercado por diferencia del producto que sea”. 

En realidad, según la visión de Sáenz del Castillo, lo mismo da operar con un producto que con otro, o con cualquier índice, puesto que todos obedecen a las mismas reglas, y ha lanzado un aviso a los traders cuando menos preocupante. “Los mercados organizados son una forma de limpiar el bolsillo ajustada a la legislación vigente”. O dicho de otra forma, los llevan arriba y debajo de manera dirigida. Para ilustrar esta idea, Sáenz del Castillo ha comparado las series históricas del S&P 500 y el Dax alemán, que son iguales geométricamente. ¿Cómo es posible esto cuando un índice se construye sobre 500 valores y el otro con 30? Reflexiona el experto analista. La única respuesta es la manipulación. 

Heikin Ashi o la forma de buscar señales de entrada

También ha intervenido en las jornadas Fernando Borreguero, analista de IG, cuya ponencia ha tratado sobre la técnica Heikin Ashi que se deriva de las velas japonesas u cuya utilidad consiste en proporcionar al trader señales potenciales para entrar en el mercado. 

Esta técnica ofrece una visión suavizada de los precios y se caracteriza porque no hay patrones sino velas inpiduales que en sí mismas ya son patrones operativos. Hay diferentes tipos de velas. Por ejemplo, las de entrada, que en general tienen cuerpos largos. Una bajista de este tipo (fuerte señal de entrada en corto) sería de color negro, con cuerpo largo y con una sombra alargada solo en la parte baja. También ha velas de indecisión y velas que marcan una señal de continuación de la tendencia de ralentización de la misma. 

Borreguero ha explicado en la ponencia los diferentes tipos de velas y las técnicas de trading que se pueden emplear, recordando en todo caso que esta técnica no se emplea para la operativa a muy corto plazo (scalping) sino para buscar entradas a medio y largo plazo. La razón es que, al estar la tendencia suavizada, el trader siempre llegaría un poco más tarde para la agilidad que requiere una operativa de ‘scalper’. 

Gestión monetaria

Finalmente, Sara Carbonell, analista de CMC Markets, ha dedicado su ponencia a exponer las claves de la gestión monetaria, un aspecto de vital importancia para que las cuentas de trading no se queden descapitalizadas. Consiste en calcular el dinero que un operador puede invertir teniendo en cuenta el nivel de ‘stop loss’ (protección de pérdidas) que previamente ha definido. O lo que es lo mismo, se trata de definir el tamaño de la posición conociendo de antemano el nivel de salida. 

Uno de los aspectos más importantes de la gestión monetaria consiste en evitar lo que Carbonell ha definido como el apalancamiento asimétrico. Esto consiste en que las pérdidas, cuando se dan, aumentan en un porcentaje mayor que lo que deberían aumentar las ganancias para que el trader se recupere. Por ejemplo, si un inversor pierde un 40% y necesitase ganar un 60% para estar en la situación inicial, entonces se daría una situación de apalancamiento asimétrico.